Un libro es un fragmento de silencio en manos del lector.

Aquel que escribe calla.

Aquel que lee no rompe el silencio.

PASCAL QUIGNARD

Si quieres recibir información sobre nuestros títulos, suscríbete a nuestro boletín aquí.

  1. "Los hombres que lucharon" · Patricio Pron (ABC Cultural) -
  2. 15 de Septiembre de 2012
  1. Compañía K, de
  2. William March

Compañía K resulta fascinante. Al narrar la Primera Guerra Mundial de la forma en la que lo hizo, March contribuyó a llenar el vacío que ocupaba la omisión de la experiencia bélica en la literatura estadounidense de su tiempo. Una literatura que es también una advertencia, aunque haya sido desoída una y otra vez.
· · ·

La Compañía K entro en acción el 12 de diciembre de 1917 a las 22.15 en Verdún, Francia, y dejó de luchar durante la mañana del 11 de noviembre de 1918 cerca de Bourmont, habiendo cruzado el río Meuse la noche anterior en medio de un bombardeo.

La precedente es apenas una de las formas de contar esta historia, pero hay muchas otras, que van más allá de la nota al pie en el relato de una de las guerras más absurdas y sanguinarias que haya contemplado el siglo XX. William March escogió en Compañía K una de esas numerosas formas, que consiste en ceder la palabra a protagonistas imaginarios de hechos que son el trasunto de experiencias reales vividas por su autor durante la contienda.

Compañía K resulta fascinante por tres razones. La primera es su distancia con respecto a la tradición de relatos bélicos que suelen centrarse en la experiencia individual de los sujetos en detrimento del hecho de que la guerra es siempre un evento de naturaleza colectiva; al narrar la Primera Guerra Mundial de la forma en la que lo hizo, March contribuyó -junto con Dos Passos, Thomas Alexander Boyd y Hemingway- a llenar el vacío que ocupaba la omisión de la experiencia bélica en la literatura estadounidense de su tiempo.

Ironía y ternura

Haciéndolo -y esta es la segunda de las razones para leer este libro-, ayudó a dar forma a una tradición que incluye obras de autores de tanta relevancia como Norman Mailer, Irvin Shaw y Joseph Heller, cuya Trampa 22 (1961) lleva al paroxismo ideas y procedimientos de Compañía K.

Una tercera y última razón para destacar Compañía K es la continuidad que establece con otros textos de la tradición norteamericana, como la Antología de Spoon River, de Edgar Lee Masters (1915). En ella, Masters narraba la historia de un pueblo imaginario del Medio Oeste a través de los soliloquios de los habitantes de su cementerio. March reprodujo el procedimiento en Compañía K sin renunciar a la ironía benigna y a la ternura que destilaba su modelo. Al hacerlo, solucionó dos problemas concernientes a la narrativa bélica: el de cómo contar la guerra sin pontificar sobre ella -un dilema que el autor resolvió fingiendo que no es él sino sus personajes los que maldicen la guerra- y el de cómo contar un hecho colectivo en términos individuales.

La historia de la Primera Guerra Mundial -parece decir March- «debe» contarse mediante la acumulación de testimonios; entre otras cosas, porque estos testimonios se contradicen y complementan; también porque esos testimonios se oponen al relato oficial.

Una advertencia

William March se llamó en realidad William Edward Campbell y nació en Mobile, Alabama, en 1893; fue abogado antes y después de participar como voluntario en la Primera Guerra Mundial, en la que fue condecorado en tres ocasiones, y presenció algunos de los hechos que narraría en 1933 en Compañía K.

Produjo una narrativa que tiene su equivalente en las obras de los autores ya mencionados pero también en la de los recientemente recuperados war poets ingleses: Wilfred Owen, Robert Graves y Sigfried Sasoon. Las cosas que llevaban y las historias que contaban fueron ciertas. De hecho, debemos celebrar que hayan podido convertir todo ello en una literatura que es también una advertencia, aunque haya sido desoída una y otra vez.

Descargar archivo en (.pdf)

Envía a un amigo


Aviso Legal

Libros del silencio

Castillejos 352, Bajo - 08025 Barcelona Tel: +34 | 934766919 - Fax: +34 | 934591026 - [email protected]