Un libro es un fragmento de silencio en manos del lector.

Aquel que escribe calla.

Aquel que lee no rompe el silencio.

PASCAL QUIGNARD

Si quieres recibir información sobre nuestros títulos, suscríbete a nuestro boletín aquí.

  1. "Robert Stone regala a España el infierno de Vietnam" · Jesús Martín (Kevinjesus20's Blog) -
  2. 24 de Enero de 2011
  1. Dog Soldiers, de
  2. Robert Stone

La prosa neurótica y sarcástica del neoyorquino Robert Stone es un lúcido vehículo narrativo para adentrarse en los laberintos morales de este dinosaurio de hormigón y rascacielos, de rosas amarillas y surfistas de postín, de mass media insondables y vampiros con carné funcionarial. Stone es uno de los outsiders intelectuales más valorados en su lugar de nacimiento; y, sin embargo, en España no goza de la popularidad que debería este heredero de Hemingway y, más generacionalmente, del desencanto de naturaleza psicotrópica y moral de los líderes del movimiento beat, del genial Fante al existencialista Kerouac. No obstante, nunca es tarde para congraciarse con la buena literatura; y la de este terrícola vecino del Empire State lo es.
· · ·

Estados Unidos hace tiempo que dejó de ser la tierra de la promisión y la esperanza sin peajes previos. El aire congelado de la realidad penetró hace muchas décadas en las entrañas del imperio defensor del liberalismo económico y el capitalismo salvaje; y las conciencias de sus habitantes se tambalearon como fichas anuladas en un tablero amañado de damas. Tal situación es casi constitutiva a la naturaleza descarnada de todo el pasado siglo XX: una centuria en la que el periodo presidencial de Nixon y, sobre todo, la Guerra de Vietnam marcaron el lienzo de Dorian Gray que consumió la psique del país de las barras y estrellas hasta límites insospechados.

En ese ambiente, la prosa neurótica y sarcástica del neoyorquino Robert Stone (Brooklyn, EE. UU, 1937) es un lúcido vehículo narrativo para adentrarse en los laberintos morales de este dinosaurio de hormigón y rascacielos, de rosas amarillas y surfistas de postín, de mass media insondables y vampiros con carné funcionarial. Stone es uno de los outsiders intelectuales más valorados en su lugar de nacimiento; y, sin embargo, en España no goza de la popularidad que debería este heredero de Hemingway y, más generacionalmente, del desencanto de naturaleza psicotrópica y moral de los líderes del movimiento beat, del genial Fante al existencialista Kerouac.

No obstante, nunca es tarde para congraciarse con la buena literatura; y la de este terrícola vecino del Empire State lo es. Por eso supone una noticia bastante sana que en la nación llamada la Piel de Toro salga al mercado una edición cuidada y revisada de Dog Soldiers, uno de los textos más famosos del autor –publicado en 1974- con el que ganó el Premio Nacional de Literatura en el feudo de la Casa Blanca. Un estilo desdramatizado y mordazmente humorístico le sirve a Stone para tratar la historia de un corresponsal en Saigón durante el conflicto vietnamita, que decide meterse a traficante de drogas para ayudar a la esposa de un compañero. Aunque medien treinta y seis años desde su aparición, el volumen que edita Libros del silencio se beneficia de una excelente traducción, a cargo de Mariano Antolín e Inga Pellisa; además de un completo y alegórico prólogo de Rodrigo Fresán.

En su momento, Dog Soldiers supuso un retrato muy sagaz de la pesadilla a la que se exponían los que lucharon en una de las confrontaciones internacionales más odiadas en USA. Tal fue la repercusión, que el volumen impreso se convirtió en película de cine en 1978. Bajo el título de Nieve que quema, el realizador Karel Reisz (La mujer del teniente francés) montó -con guion del propio Stone- un descorazonador largometraje que protagonizaron Nick Nolte, Tuesday Weld y Michael Moriarty.

Pero no fue la única ocasión en que el literato de Brooklyn probó las mieles del éxito en las salas de exhibición hollywoodiense; ya que, anteriormente, su libro sobre la América sureña y los problemas con el racismo A Hall Of Mirrors corrió la misma suerte en versión de celuloide, con el nombre de Hombre de hoy (Stuart Rosenberg, 1970). Semejante aventura congregó a un elenco interpretativo de altura, compuesto –entre otros- por Paul Newman, Joanne Woodward, Anthony Perkins y Laurence Harvey.

Lo que esperarán ahora los seguidores españoles de Stone es que su más que apreciable legado comience a publicarse de forma completa por estas latitudes del Viejo Continente; tanto sus incursiones en la ficción como las correspondientes a la realidad (no hay que olvidar que este creador se fogueó en el periodismo con notables resultados, habiendo sido corresponsal en Vietnam para un rotativo de la época). Precisamente, una de sus últimas obras –Prime Green: Remembering The Sixties (2007)- recoge algunas de las vivencias del escritor, quien refleja sin sonrojos la influencia que las drogas de cualquier tipo (LSD, heroína, marihuana, peyote…) marcaron en sus redacciones. Algo no muy alejado de Cassady, Kerouac, Ginsberg o del mismo Baudelaire.

Leer en [Kevinjesus20's Blog]

Envía a un amigo


Aviso Legal

Libros del silencio

Castillejos 352, Bajo - 08025 Barcelona Tel: +34 | 934766919 - Fax: +34 | 934591026 - info@librosdelsilencio.com